Infieles #2: el primer testimonio

Esto de aquí es mi pedestre intento de ser un Studs Terkel de pacotilla. La meta era crear un Working pero centrado en adulterios y cornamentas, a base de los testimonios reales de unos cuantos entrevistados anónimos.

Tras los prolegómenos, publicados hace un par de semanas en Playground, empiezan hoy las confesiones de mis infieles en su propia voz (siempre había deseado escribir lo de “as told to…” al final de una pieza).

La que nos ocupa en esta ocasión es una mujer de 35 años. Lean toda su experiencia espeluznante y maravillosa en el link aquel, al principio de esta entrada.

Anuncios